Nuestro Objetivo; Impartir Educación Superior a Jóvenes de Pueblos Originarios y de Comunidades vulnerables:” Ibarra Ceceña.

La rectora de la Universidad Autónoma Indígena de México, y las Escuelas
Rurales de Concentración, ubicada en Santa Gertrudis, Municipio de
Badiraguato, signaron convenio de colaboración. La firma de este convenio, es
una fecha histórica para nosotros como Universidad;” manifestó la rectora Dra.
María Guadalupe Ibarra Ceceña, durante el evento desarrollado en esta
comunidad serrana.

Al dirigirse a los asistentes a este importante acto, Ibarra Ceceña, expresó que
la Universidad Autónoma Indígena de México desde su fundación, hace ya casi
19 años, surgió como una alternativa, para que miles de jóvenes indígenas del
país y de otros lugares de Latinoamérica, se forjaran en sus aulas estudiando
una carrera profesional, siempre vinculados con las comunidades.
Dijo que, dentro de las funciones sustantivas de la UAIM, destaca como eje
rector la Vinculación con la Comunidad; “A través de este eje transversal de
asignaturas, cumplimos con responsabilidad, estrechando los lazos con las
comunidades y los diversos sectores de la sociedad civil y del gobierno en sus
distintos niveles.”

“Si nuestro objetivo es impartir Educación Superior, a jóvenes de los pueblos
originarios y de comunidades vulnerables, con la firma de este convenio la
UAIM cumple;” brindando así, la oportunidad a estudiantes que por la distancia
o falta de recursos económicos han truncado sus estudios y no han podido
alcanzar un título profesional; precisó la rectora de la UAIM.
La responsabilidad de dar seguimiento e implementar proyectos académicos y
de investigación; así como para la realización de servicio social y práctica
profesional recaerá en la Unidad Virtual de la universidad.

Cabe señalar que “LA ERC” es una institución pública descentralizada de la
SEPyC, dedicada a prestar en un mismo centro formativo, servicios de
albergue, educación preescolar, primaria, secundaria, media superior y
superior, cuyo director es el Profesor Cesar Martín Galindo López.