En marzo empezará la aplicación de la vacuna Covid-19 al resto de todos los sinaloenses

Mazatlán, Sin.- La aplicación de la vacuna contra el COVID-19 en Sinaloa ya inició para el personal del sector salud y podría ser en el mes de marzo cuando se comience a vacunar al resto de la población, reveló el Secretario de Salud del Estado, Efrén Encinas Torres.

El funcionario estatal explicó que los primeros beneficiados serían las personas vulnerables y adultos mayores
«Después vendrá, probablemente en marzo, la vacuna para personas vulnerables, adultos mayores y vendrá de ahí ya el seguimiento a la metodología: cada decenio, de los 80 – 89, 70 – 79, 60 – 69 y así hasta llegar ya de 16 años en adelante y cubrir prácticamente de manera paulatina durante todo el 2021 el porcentaje que se proyecta a nivel nacional y por supuesto en Sinaloa, de cubrir un 70 por ciento de la población sinaloense», detalló.

El titular de la Secretaría de Salud en Sinaloa subrayó que en una primera instancia se estará vacunando al personal que ha permanecido en la primera línea de atención durante esta pandemia y que posteriormente se avanzará con quienes se encuentran en la segunda y tercera línea de atención, con la intención de vacunar a todos en el mes de enero.
Al respecto, mencionó que posteriormente también se estarán distribuyendo dosis para el resto del personal que labora en hospitales, como cocineras y guardias de seguridad. Así como también elementos de Cruz Roja y Protección Civil.

Encinas Torres dijo que es compromiso del Gobierno ofrecer esta vacuna a los sinaloenses pero que no se puede obligar a las personas a recibirla.
«La responsabilidad del Estado es tener la vacuna para el que lo necesite, ya si alguien decide no aplicársela es una decisión voluntaria, se le insistirá, si no acepta es respetable, firma un documento en el que deslinda, que es una decisión voluntaria», recalcó.

Asimismo, el Secretario de Salud afirmó que ya hay gestiones para que el Gobierno del Estado compré sus propias vacunas, solamente se espera que el Gobierno Federal determine cuál será la empresa farmacéutica autorizada indicada y sus precios.