¡Cuidado! El SAT puede multarte si tus compras con tarjeta exceden tus ingresos

El Servicio de Administración Tributaria (SAT) y la Asociación de Bancos de México anunciaron que se comenzarán a emitir facturas instantáneas a los clientes que utilicen tarjetas de débito y crédito.

Uno de los objetivos de esta medida es tener un control de las operaciones efectuadas con tarjeta, así como proceder a una investigación y cobro de impuesto en caso de detectarse que hay un gasto mayor al ingreso percibido por el titular del plástico.

Cabe destacar que el SAT podrá solicitar a los bancos un reporte que deberá generarse hacia el final de cada año; en él se indicará con detalle la cantidad total de dinero que cada persona pagó a sus tarjetas de crédito a lo largo de 12 meses y se revisará que ese monto cuadre con sus ingresos.

La medida aplicará para amas de casa y estudiantes pues, aunque estos sectores no tienen un ingreso fijo y el dinero que gastan se considera como una discrepancia fiscal, sí suelen ser titulares de una tarjeta. En estos casos se deberá comprobar de dónde proceden los recursos que ellos gastan.

¿Qué pasa con los que prestan su tarjeta a familiares y amigos?
Aunque los familiares, amigos o conocidos paguen la cantidad gastada, para el SAT ese dinero forma parte de los ingresos del titular del plástico.

Esta reglamentación tiene sus bases en la Reforma al título IV de la actual Ley de Impuesto Sobre la Renta (LISR).

Con esta medida el SAT puede detectar “discrepancias fiscales” en las personas físicas, por ello mantendrá una mayor vigilancia en el uso que se hace de los ingresos.

La generación de facturas instantáneas comenzará como una medida voluntaria, sin embargo, aunque no se pida la expedición de la misma, todas las operaciones realizadas con los plásticos serán enviadas al SAT.

Ante esto, Luis Niño de Rivera, presidente de la Asociación de Bancos de México, informó que esta modalidad entrará en vigor en los primeros cuatro meses del 2020