“Chapodespensas” no se pagaron con dinero del narcotráfico: El Chapo 701

La entrega de despensas en Guadalajara por parte de la marca El Chapo 701, fue el preámbulo a la presentación oficial de la Fundación Alejandrina Guzmán, hija del narcotraficante Joaquín Guzmán Loera, alias “El Chapo Guzmán”.

Los recursos que se utilizaron para dar las ayudas provinieron de Don Archi SA de CV, afirmó personal de la empresa, que descartó que los apoyos provinieran del narcotráfico.

Alrededor de 350 despensas con productos de la canasta básica fueron entregados a personas de la tercera edad en la Zona Metropolitana de Guadalajara; en ellas se podía observar la cara del narcotraficante, que se encuentra en una prisión de alta seguridad de Estados Unidos.

“Nosotros, la empresa de Don Archi SA de CV, que tenemos los derechos sobre la comercialización de la marca, hicimos el proyecto de entregar las despensas, obviamente con la autorización de Alejandrina. Este fue el parteaguas para que de aquí en adelante todo el tema social sea a través de su fundación”, explicó a Notimex Adriana Ituarte, gerente de ventas de El Chapo 701.

Detalló que los recursos para la campaña de las “chapodespensas”, fueron tomados de las ganancias de las ventas online. “De ese dinero fue del que echamos mano. Si yo recibiera dinero del narco no traería la camioneta que traigo”, sostuvo.

“Esto (la entrega de ayudas) lo sacamos a ‘botepronto’. Las próximas acciones con giro social que realicemos serán a través de la fundación de Alejandrina Guzmán, la cual se presentará en aproximadamente en mes y medio”, adelantó.

Además negó que la hija del capo haya salido a las calles a entregar despensas y aseguró que el equipo detrás de la marca hizo la logística, el reparto y la verificación del padrón.

“En el video se menciona a Ale, pero es nuestra gerente de comercialización Alejandra Balcorta, creyeron que era la hija de ‘El Chapo’ Guzmán haciendo despensas, pero nada qué ver. Lo hicimos como pudimos”, reconoció.

Además, la entrega de despensas, explicó, sirvió para recopilar datos sobre las necesidades específicas de la población, las cuales podrían ser retomadas para próximas campañas de apoyos sociales.